Cordial de flores de saúco ( una bebida medicinal y deliciosa )

Cordial de flores de saúco ( una bebida medicinal y deliciosa )

El Sauco ( sambucus nigra), es un arbusto originario de Europa, del norte de África y del suroeste asiático. Crece muy bien en el altiplano cundiboyacense en donde florece prácticamente todo el año, y ha sido usado como hierba medicinal para tratar afecciones respiratorias por siglos. Según la universidad de Maryland, hay estudios que sugieren que el sauco tiene propiedades para reducir la inflamación causada por la congestión nasal y propiedades antiinflamatorias, antivirales y anticancerígenas.
Sin embargo, no todo en el saúco es color de rosa. Evite consumir las bayas crudas, las hojas y la corteza ya que pueden ser tóxicas.

Mi experiencia culinaria con esta planta  se había limitado a preparar un té con  las flores para aliviar los síntomas de la gripa y de la tos. Tenía la duda de si  este arbusto era el  mismo “elderflower” con cuyas flores los ingleses preparan un cordial (especie de infusión concentrada), que usan como saborizante para aguas, postres y cocteles y resultó que sí, así que me animé a ensayar una versión más saludable de la tradicional bebida, ya que la original lleva mucha azúcar.
Según el diccionario de la Real Academia  Española, uno de los significados de la palabra cordial es: “bebida que se da a los enfermos, compuesta de varios ingredientes propios para confortarlos”. El cordial de flores de saúco encaja en esta definición, pero, en este caso, a sus virtudes medicinales hay que sumarle  el delicioso sabor herbal, tan sutil y refrescante al paladar, como es para la vista un paisaje de flores de sauco en nuestros valles andinos.

CORDIAL DE SAUCO

Ingredientes
15-20 flores de saúco frescas, preferiblemente recogidas en el campo y no en la ciudad. Sin hojas ni tallos. Yo tuve la suerte de recoger las que use en esta receta en la huerta de Alejandro Cuéllar, un chef apasionado por el saúco.
250 gramos de miel de abejas pura
1 limón, la cáscara y el jugo
2 litros de agua
1 frasco con tapa con capacidad de 2 litros o dos frascos de 1 litro, esterilizados.

Lavar las flores y disponerlas en un recipiente de vidrio, cerámica o loza  con capacidad de 3 litros mínimo.
Llevar a ebullición el agua. Verter el agua hirviendo sobre las flores. Añadir la cáscara y el jugo del limón. Tapar con un limpión y deejar reposar 24 horas.
Al día siguiente, colar.
Calentar el liquido en una olla. Cuando empiece a hervir, apagar e incorporar la miel e abejas. Embotellar inmediatamente y tapar. Dejar enfriar y luego, guardar en la nevera.
Abierto dura hasta dos meses en refrigeración, cerrado dura cuatro o más.
Como usarlo? Diluir el cordial en agua con o sin gas, puede ser en partes iguales o menos cordial y mas agua, mejor dicho, al gusto. Sirva frio con hielo o al clima. También puede mezclarlo con algún licor…de rienda suelta a su imaginación.


11 pensamientos sobre “Cordial de flores de saúco ( una bebida medicinal y deliciosa )”